Analizamos la que se considera como la entrega más completa de esta saga de Ubisoft hasta el momento.

Trials Racing es un loco, audaz y adictivo videojuego de ¿carreras? ¿acrobacias? ¿plataformas? En realidad es todo eso y mucho más. Para quienes no conocen la saga, el título consiste en tomar el manubrio de una motocicleta y hacer el mejor tiempo, o al menos llegar al final, en una pista minada de obstáculos como volquetes, aros de fuego, explosiones, roturas o saltos desde grandes alturas.

UNA NUEVA ERA

Completamente renovada, diría que Trials Rising es una de las mejores entregas de la serie Trials hasta el momento. Está orientada a todo tipo de público, desde los que nunca jugaron hasta los más expertos. Trae adiciones súper originales y algunas muy útiles. Incluso mejoró los gráficos y la jugabilidad.

Uno de los agregados más importantes es la Universidad de Pruebas. Se trata de una serie de vídeos diseñados para enseñar o reforzar técnicas específicas. Cada tutorial se va desbloqueando y aumentando la complejidad a medida que el usuario sube de nivel. Estos cursos son una buena manera de precalentar antes de enfrentar a las tablas de clasificación.

En el modo Carrera o historia se comienza como novato y de poco se va subiendo el nivel. La aventura comienza en Estados Unidos con desafíos en solitario donde la meta es lograr el mejor tiempo posible. Este modo de juego tiene desafíos de todo tipo y se irán recorriendo varios continentes en busca de nuevos retos, así que habrá material para entretenerse.

También se encuentran las misiones llamadas Contratos, que son patrocinadores de marcas del mundo real. Su objetivo es incitarnos a completar retos muy jugados: hacer giros complicados, completar un nivel en un tiempo específico o sin tocar el suelo, todo tipo de tareas extrañas que ayudarán a ganar muchos puntos de experiencia.

Una vez completadas suficientes carreras de un mismo continente o región se desbloquean los retos finales de cada lugar, conocidos como Desafíos de Estadio. En estos hay que superar diferentes rondas intentando siempre quedar en el primer puesto para obtener los mejores premios. Estas finales son difíciles, muy difíciles.

Cuando se sube de nivel, se obtiene como recompensa nuevos looks para vestir a tu personaje, accesorios para la moto y sobre todo, pegatinas para ir tuneando el casco. También ofrece la opción de comprar artículos usando la moneda del juego. No es nada novedoso ni que cambie la modalidad de juego, podrían mejorar las recompensas dando puntos o algo más útil.

La motocicleta Tandem es sin dudas también una de las mejores y más divertidas inclusiones nuevas. En ella caben dos motociclistas. Esta modalidad permite que dos jugadores usen dos controles separados y piloteen al mismo tiempo. Es una experiencia muy divertida y que sin dudas hace todo mucho más complejo. La moto es más pesada y rápida, por lo que los jugadores deberán saber coordinar sus movimiento y utilizar sus mejores habilidades para que no termine todo en un desastre.

Además de este ingenioso modo para experimentar de a dos, también están las clásicas opciones para jugadores varios: Modo Multijugador Global, para jugar online; Modo Multijugador Privado, para organizar una carrera con amigos donde puedes participar o solo ponerte en papel de espectador; o el Modo Fiesta, para jugar entre amigos al mismo tiempo y en el mismo lugar.

JUGABILIDAD

El juego consiste en lograr el mejor tiempo por sobre los otros jugadores en el circuito. Se cuenta con un botón de aceleración, uno de freno y los direccionales para llevar el peso del conductor a adelante o atrás en la moto. Esto último será elemental, ya que el movimiento provoca que en una rampa se pueda saltar correctamente, acabar cayendo al vacío o chocar contra la pista.

Un defecto grande en este título es el sistema de progresión. Los jugadores expertos sentirán que no hace más que meter palos en la rueda mientras que los novatos estarán muy felices. Se trata de un sistema basado en experiencia, es decir, por más que completes todas las pistas anteriores no se desbloquearán las siguientes sino hasta que llegues al nivel de XP solicitado.

Esta progresión provoca que las horas de juego sean muchas y que llegar a los niveles más extremos sea toda una cuestión de paciencia. En mi experiencia personal, el juego es tan divertido que aunque el avance sea lento, nunca se fueron las ganas de jugar y seguir avanzando.

DETALLES TÉCNICOS

Los gráficos en Trials Rising son muy buenos. Hechos en arte 3D los trajes, los escenarios, las luces, tienen un acabado visual excelente, al menos en PC y Xbox, porque al parecer, los usuarios de PS4 y Switch no cuentan con la misma suerte. He podido notar algunos bugs menores al momento de las caídas o choques, pero ninguno que interrumpa o moleste al 100%.

Los escenarios son una de las grandes sorpresas. Hay una exquisita variedad que va desde pirámides egipcias, o la Gran Muralla China, hasta Nueva York, con una gran belleza, color y realismo. Algo que dista por mucho de la realidad y es más bien un poco “gracioso” es el momento de la caída del motociclista. El mismo, lejos de lastimarse o sangrar, termina tirado con sus extremidades dobladas hacia cualquier lado.

Todo lo bueno tiene su parte mala detrás y en este caso se trata de los tiempos de carga. Este es un defecto que vienen teniendo varios videojuegos hoy en día y que de a poco se espera que se vaya solucionando. En el caso de Trials ya no se ven tanto como en sus antecesores, pero sí están y todavía molestan.

Finalmente, la banda sonora en esta obra es una gran combinación de rap, electrónica, rock y mucho dubstep, lo que genera un amplio espectro para todos los gustos. La música es excelente, pero la cantidad de temas no es mucha. Por este motivo, si se juega durante muchas horas probablemente el soundtrack se torne bastante repetitivo e incluso molesto.