De la mano de Netflix llega un nuevo remake de la princesa del poder que supo inspirar a miles de niñas en los 80s. ¿Pero qué cambios tuvieron que hacer los personajes para adaptarse a los nuevos ritmos y formas de pensar de las series actuales?

La productora de animación DreamWorks, creadora de grandes clásicos como Shrek (2001) y Cómo entrenar a tu Dragón (2010) refuerza su alianza con la gran N (alianza que comenzó con TrollHunters, la serie animada de Guillermo del Toro que co-produjeron) para entregarnos una nueva versión de la prima/hermana gemela de He-Man.

En EL LADO G te mostramos los cambios que tuvieron los personajes de una serie a la otra. Y ya seas un fan de la original o si viste la nueva y no tenes idea de cómo era la anterior versión, quédate a leer la nota que hay algo para todos.

She-Ra: La princesa Adora fue creada en 1985 por los artistas J. Michael Straczynski (Sense8) y Larry DiTillio quienes lamentablemente no fueron acreditados en su momento por la productora Filmation. En la historia original, She-Ra era la princesa de Eternia quien fue secuestrada por el malvado tirano Hordak y criada para ser su capitana más fiel. Después de una serie de eventos en lo que interviene el mismísimo He-Man, Adora descubre la verdad sobre Hordak y tras obtener los poderes de She-Ra se une al bando de los buenos.

En la versión 2018 se mantiene la misma historia, excepto que aún no sabemos si el origen de Adora es el mismo ya que se presenta como una incógnita. La diferencia principal es que en esta versión tanto su personalidad a veces impulsiva e inexperta, como su diseño de la mano de Noelle Stevenson (Lumberjanes) están en armonía con la edad del personaje, quien en la serie original a pesar de tener 15 años, actuaba y se veía como una mujer adulta.

Bow: El Kyle Reccula de 1985 era noble de la corte de la reina Angela y un arquero experto, por lo que fue apodado Bow (arco). Se unió a la rebelión contra Hordak volviéndose el mejor amigo de Adora (de quien estaba secretamente enamorado) y un gran aliado de She-Ra (ya que desconocía que eran la misma persona). En la actualidad además de recibir un cambio de etnia ,también se da a entender su homosexualidad por lo que obviamente no está enamorado de Adora, pero si son grandes amigos, además de que conoce perfectamente la identidad de la misma. Por lo demás sigue siendo un gran arquero y líder en momentos cruciales.

Glimmer: Originalmente es hija de la reina Angela y líder de la rebelión, su poder principal es tirar rayos brillantes por la mano, su mayor motivación era encontrar a su padre a quien nunca había conocido ya que Hodark lo había capturado antes de que ella naciera. La nueva conserva gran parte de esta historia, con la diferencia de que su padre está muerto. Además en esta versión tiene una personalidad más adolescente y un físico distinto.

Catra: En la serie del 85 era la monarca despótica de un sistema solar que se unió al servicio de Hordak y desarrolló muchos celos hacia She-Ra. Contaba con una máscara mágica que le daba poderes felinos y con un león mascota llamado Clawdeen. La nueva Catra es una chica maltratada por la vida, un personaje mucho más complejo que tiene un complicada relación de amor-odio con Adora ya que se criaron juntas y fueron mejores amigas.Tampoco cuenta con la mascara ya que sus poderes son innatos y Clawdeen aún no aparece.

Para finalizar se nos están quedando muchos personajes afuera que no pertenecen al elenco protagónico, como Entrapta y Scorpia que pasaron de ser villanas genéricas de menor importancia a dos de los personajes más queridos por las nuevas generaciones de fans o las diversas princesas quienes también  fueron modernizadas.

LEER  Fear Street: Horror adolescente recargado